Mensaje del día – 24 de octubre de 2017


Mensaje de la Pizarra de Prashanti Nilayam

OM SRI SAI RAM

Sentarse en posición de loto (padmasana) y hacer que la Kundalini shakti (energía espiritual) se eleve desde el Muladhara (plexo basal) hasta el Sahasrara (el nodo en la coronilla de la cabeza) no es dhyana (meditación). La verdadera meditación consiste en reconocer la presencia de Dios en todo tipo de trabajo que realizas en tu vida diaria. Dios es el morador interno de todos. ¡Intentar confinar a Dios a un lugar que elijas no es meditación! De acuerdo con nuestra cultura, primero rendimos homenaje al trabajo que tenemos que hacer. Antes de emprender cualquier trabajo, debemos considerar ese trabajo como Dios. Eso es lo que los Upanishads nos enseñan, “Tasmai Namaha Karmane: saludo el trabajo que tengo que hacer y adoro a Dios en esa forma”. ¿Has visto a alguien que toque el tablas o el armonio? Antes de empezar a tocarlo , rinde homenaje al instrumento. La verdadera meditación es
considerar la creación entera como la forma de Dios y cumplir con su deber en ese espíritu. (Discurso divino, 12 de mayo de 1981).

 

To sit in lotus posture (padmasana) and make the Kundalini shakti (spiritual energy) rise from the Mooladhara (basal plexus) to the Sahasrara (the node in the crown of the head) is not dhyana (meditation). True Meditation consists in recognising the presence of God in all types of work you do in your daily life. God is the indweller of all. To attempt to confine God to one place you choose is not meditation! According to our culture, we first pay obeisance to the work we have to do. Before we undertake any work, we should regard that work as God. That is what the Upanishads teach us, “Tasmai Namaha Karmane – I salute the work I have to do and adore God in that form”. Have you seen a person who plays on the tabla or the harmonium? Before they begin to play on it, they pay obeisance to the instrument. To regard the entire creation as the form of God and to perform your duty in that spirit, is true meditation. (Divine Discourse, May 12, 1981)

— BABA